Blogia
Blog en el Desierto

Si no hubiera que correr - Revólver

Ayer mi amiga Rosa dejó en su último "post" una historia (su historia) lo suficientemente triste y/o interesante como para perder quince minutos de sueño. Una historia en la que narraba su historial clínico y cómo intentar hacerle frente. Poco la conozco, pero seguro que no buscaba consuelo, quizás ánimo de los demás, de todos aquellos que nos acercamos por su blog, aunque tampoco lo creo. Intentaba animarse a si misma, "seguir corriendo".

No pude darle ánimos, después de leer "su historia médica" y su forma de actuar, aplaudir y/o esconcer la cabeza es lo único que "un mendas" puede hacer. Eso y contarle "esta historia", porque aunque haya leído y releído "su lección", jamás podré aprenderla.

Érase un joven, casi un niño, un adolescente que de la noche a la mañana descubrió que los complejos existían y que no vienen sólos. A partir de allí empezó a "no relaccionarse" con la gente o evitarla. A lo largo de su vida llegó a contar tres amigos, dos novias (efímeras, por supuesto) y una habitación de doce metros cuadrados dónde refugiarse. Un ordenador, un aparato de música y una televisión completarían su círculo de amistades. Se volvió (y todavía lo es) insociable.

Érase un joven con complejos, un adolescente que decició no visitar (si no es de urgencia) a un médico. Perdió la cuenta en cuanto a esginces de tobillo se refiere (ahora si te fijas bien camina cojo), se curó sólo todos los dedos de la mano que "gracias" al baloncesto se le salieron de su sitio (sus meñiques pueden realizar todo tipo de movimientos y de vez en cuando se "atascan"), descubrió su úlcera de estómago cuando ya eran tres o cuatro sus agujeros en el estómago, y dió gracias a Dios por no padecer síntomas externos (ni internos) que le hicieran preocuparse en "grado sumo". Eso sí, un buen día dejó de dormir tranquilo, empezó a tener (según información propia encontrada en internet) apnea del sueño y descubrió (casi por casualidad y gracias a una lesión cervical jugando a su deporte favorito) el "Myolastan", con una dosis (se recomienda media) se duerme casi de tirón.

Sus complejos no remitieron con el paso del tiempo, al contrario, se vió viejo, cansado, con ganas de abandonarlo todo, y y con treinta y tantos le cogió (todavía tiene) pánico a la "crisis de los 40". Así que el Noviembre pasado se pesó, un acto de valor de los pocos que le honran, la respuesta de la báscula "92" K." hizo que literalmente dejará de comer. Perdió 16 kilos en mes y medio y descubrió cuando su báscula dijo "76" que seguía siendo el mismo "mierda cobarde" que cuando pesaba 92. Eso sí, había pasado más hambre del que nadie puede imaginar, aunque os juro que nadie se percató de su nuevo "cuerpo Danone".

Cada día más sólo y con menos ganas, aplicándose en todo lo que no le haga ver la realidad, buscó "pasatiempos vanales" que lo distrajeran de "su realidad". Un blog, dos blog, mucha música, cervezas y cervezas (las más chipén), tres amigos y evadirse en el pasado recordando lo que pudo haber sido y no fue (todos tenemos nuestra "edad de oro") le hacen hoy en día "ir tirando". Como todo el mundo (o casi todos) se ha acostumbrado a correr, experto corredor de fondo no le importa la meta sino el camino recorrido ya. A veces tiene ganas de parar, otras tiene ganas de acabar.

Y luego llega, y conoces a una persona que realmente lucha todos los días por seguir adelante, por tener alegrías con los suyos. Una persona que cae y se levanta, las veces que haga falta, que hace de "los suyos" su fortín, que defiende a capa y espada su vida y la de la gente que de verdad quiere y que aún encima, siempre tiene tiempo para todo aquel que se le acerca. Aunque "no de mas de si ni de no" tiene dos cojones como una catedral, tiene una fuerza y un espíritu que pocos pueden igualar. Una persona que explica sus penas y males de una manera tal que sabes que los va a superar, no sé con cuanto esfuerzo, pero los va a superar.

Me miro al espejo y de repente menguo, me hago tan insignificante que no me veo, sólo mis complejos siguen plasmados un día más en él. Quiero darle ánimo y descubro que no los necesita, que está a años luz de mi persona. Que es un ejemplo que nunca seguiré. YO NO TENGO EL VALOR DE COLGAR DE MI FOTO (Y nunca lo tendré).

Esó sí, Rosa puso está foto en su blog, y yo, como agradecimiento a su persona, la hago canción y se la dedico

corredora

SI NO HUBIERA QUE CORRER - Revólver


Si el camino fuera suave y si el cielo más azul,
miraría el horizonte siempre como miras tú.
Si pudiera ir más despacio, sin tropiezos ni traspiés,
si el camino fuera suave, si no hubiera que correr.
Y aunque fuera necesario, no quisiera echar la hiel
si el camino fuera suave, si no hubiera que correr, que correr

Pero es duro, es salvaje, y no tiene compasión.
Te disparan por la espalda, aquí no existe el honor.
He visto caer a gente sin poder mover un pie.
Tambien vi como los fuertes no apostaban por su piel,
Y aunque fuera necesario, no quisiera echar la hiel
si el camino fuera suave, si no hubiera que correr, que correr.

Ya estoy en ninguna parte, ya no puedo regresar.
Son ya muchos treinta años para poner marcha atrás.
He gastado en esta histeria mi energia, mi ilusión,
masticando con firmeza que quizá, lo que importa no es jugar, sino ganar
Y aunque fuera necesario, no quisiera echar la hiel
si el camino fuera suave, si no hubiera que correr, que correr.

El aliento del destino quizás sople sobre mí.
Rogaré a Dios que me indique qué sendero he de seguir,
porque seguiré adelante aunque tenga que volar.
Quizás venda hasta mi alma sólo por poder llegar.
Y aunque fuera necesario, no quisiera echar la hiel
si el camino fuera suave, si no hubiera que correr, que correr

P.D.: Nunca me gustó "Revólver", y sin embargo esta es una grandísima canción. Todo el mundo tiene "su momento de lucidez".

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

xititita -

emmmm.... yo no se porque escribo aqui si esto hace siglos que se escribio, pero como me he sentido "ofendida" en cierto modo por el comentario que has puesto sobre Revolver, vale que no te guste, eso es respetable pero tambien deberias de respetar que es uno de los mejores grupos de rock en castellano. Repito, que no te guste lo puedo llegar a entender (no mucho peor bueno) pero el comentario de que todos tenemos nuestro momento de lucidez es hieriente y descalificador. Podria mostrarte demasiados momentos de lucidez de Carlos Goñi,canciones como
El Peligro
Lluvia salvaje
Esclavo de tu amor
...
y podria enumerar hasta hartarme pero bueno, que solo te pido que, aunque no te guste (y eso solo demuestra la sensibilidad musical que tienes) respetes a alguien que lleva ya tantos años en la musica como yo de vida, un beso

Rosa -

Para mi Revolver es uno de los mejores grupos, por sus letras,tengo,creo que toda su musica.

Y ésta cancion es una de las que mas me gustan,
GRACIAS
De todo corazón, pero la que se ha emocionado hasta las lagrimas he sido yo, no sabes cuanto.
Mi intención no ha sido con mi post, ni siquiera que perdieras un solo minuto de tu tiempo y menos de tu sueño.
Y te aseguro que llevaba mucho tiempo pensandolo, el conytarlo y y poner mi foto, Paco Barrado mi gran amigo, me animaba a hacerlo pues el ya me había visto en foto en el msn, pero yo me negaba....éste pequeño universo nos deja la libertad de soñar cómo son las personas con las que charlamos , sin que el fisico, algo que crea tantas estupidas barreras en nuestra sociedad, nos haga un roce siquiera en el corazón, por no dar el tipo estipulado.

Yo estoy llena de complejos, y de problemas conmigo misma, te aseguro que pierdo muchisimo en las distancias cortas, te lo aseguro!
Tu historia tiene mas merito, porque ya has empezado a romper un poquito el caparazón con el que todos mos protegemos aqui...y en todas partes.
Juradito, que van a tener razón los que escriben sobre el fenomeno blog y que los psiquiatras y psicologos se van a quedar sin clientela, porque aquí hacemos un poco eso mismo...con la libertad que dá el sentirnos relajados y desde nuestra casa o donde sea espresarnos con la sinceridad que queramos.

Llevas poco tiempo por aquí aún, te faltan unos meses para poner tu foto, pero seguro que la veré, la veremos todos, cuando tu quieras, a tu ritmo, pero te pasará como a mi, te llegará el momento amigo.

Sólo puedo darte las gracias de todo corazón por lo que has escrito.

Mil besotes amigo.
Rosa.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres